"How can I know what I think until I read what I write?" – Henry James


There are a few lone voices willing to utter heresy. I am an avid follower of Ilusion Monetaria, a blog by ex-Bank of Spain economist (and monetarist) Miguel Navascues here.
Dr Navascues calls a spade a spade. He exhorts Spain to break free of EMU oppression immediately. (Ambrose Evans-Pritchard)

miércoles, 8 de marzo de 2017

La gran falacia de la MMT. El dinero no es gratis

Circula una teoría monetaria nueva por ahí que pretende ser revolucionaria: la Modern Monetary Theory (MMT. No confundir con la Market Monetary Theory). En algunos puntos estoy de acuerdo con ella, pero cuando algunos de sus miembros traspasan los límites de la lógica y aprovechan para decir que el déficit y la deuda del estado no importan - no tienen consecuencias perjudiciales -, la teoría se convierte en una gran falacia intencionada. 
La parte de la teoría en la que estoy de acuerdo es su análisis de qué es el dinero, la creación del dinero, y de dónde surge su circulación. Nada que oponer a que el dinero es dinero porque es aceptado por todos, de ahí la importancia del dinero público monopolizado por el estado. Es difícil imaginar que el dinero emitido por una entidad privada tendría la misma aceptación universal que el dinero fiduciario de hoy. La confianza en el dinero depende de la confianza en el estado que lo emite. Una prueba de confianza fue los masivos desplazamientos hacia el dinero-dólar cuando estalló la crisis de 2008. Todos querían liquidez en dólares o bonos del Tesoro. Por eso me parece excelente el análisis que hace Stuart Medina en su blog (dividido en varios post), "Chartalismo", hasta que llega a la líneas a las que me refiero. En este vídeo pueden ver un abreve alegación de los principales autores adscritos a esta teoría. 
La teoría, que se ha dado en llamar también "desempleo cero", se basa en la ley de la compensación contable que se da entre el deficit(excedente) del gobierno y el correlativo excedente(déficit) del "sector privado". Para estos señores, para que el sector privado pueda ahorrar - y normalmente, dicen, ahorra - el estado debe necesariamente desahorrar: gastar más de lo que ingresa. ¡De modo que sólo puede haber un superávit estatal cuando hay un déficit privado! Esto es una gruesa mentira, como veremos. 
Por esta razón, cuando el sector privado está endeudado y necesita ahorrar para pagar sus deudas, lo único que debe hacer el estado es desahorrrar más, y así dar más dinero al sector no público, lo que no es más que un traspase de una cuanta a otra con el dinero que el estado, a través del Banco Central, que puede fabricar dinero sin límite. 
Así, el dinero traspasado al sector privado - familias y empresas- anegaría sus deudas, y podría rápidamente volver a consumir, invertir y emplear trabajo, lo que también puede hacer el gobierno. La única preocupación del estado sería que demasiado dinero emitido originara inflación. El dinero se traspasaría mediante el aumento del gasto público (pagos al actor privado), que sería consumido e invertido por los consumidores e inversores privados. Otro aspecto "revolucionario" de la MMT es que La emisión de deuda por el estado es una operación que debe sustituirse por el simple juego de flujos de dinero entre el Banco Central y el Estado. El estado no debe emitir deuda que se convierte en una carga ficticia, pues su monetización acabaría con ella. El Estado tiene una cuenta en el BC en la que puede adeudar o acreditar sin tasa el dinero que coge o que deposita. 
Esto es de una intrepidez increíble. Los ciudadanos responsables siempre preferirían, por razones de transparencia, que el estado emita deuda, aunque solo sea para poder observar cómo evoluciona la curva de rendimientos a distintos plazos a los que emite y cómo es aceptada por los acreedores . Una cosa es que tenga una cuenta líquida en el BC a tipo de interés cero, otra que sea un estado no transparente que coja dinero cuando quiere y todo el tiempo que quiera, cuando los demás sujetos han de emitir sus deudas en mercados al efecto y dejar ver cuánto sube o baja la estima del acreedor. Es fundamental que sepamos lo mismo de la deuda del estado. Pero vayamos a las simplificaciones abusivas que no se explican claramente. 
Primero, no hay sólo dos sectores económicos. Además de los mencionados, hay un sector exterior, cuyo signo acreedor o deudor es muy importante para la economía. Si el sector exterior posee deuda de nuestro país, esa deuda y su volumen puede condicionar la confianza de nuestros acreedores según lo que hagamos con el "sencillo" juego de meter y sacar dinero del BC para dárselo al sector privado. Más aún, si esa deuda está denominada en una moneda foránea que se encarece al devaluar (el aumento de la liquidez lleva a la devaluación, por otra parte conveniente, como veremos después).
Segundo, no está garantizado que el dinero así emitido y puesto en circulación por el gobierno mediante el aumento del gasto público, sea eficientemente gastado. Para que fuera así debería gastarse con la productividad suficiente frente a nuestros competidores exteriores, para que lo que aumentará no fueran las importaciones u el déficit - y la deuda exterior. 
Si a un país como España, que en 2008 se encontraba con un déficit exterior del 10% del PIB, y una deuda del 100%, le riegas de dinero líquido por el aumento del gasto público hasta que el paro sea cero, lo más probable es que el déficit exterior suba como la espuma, interiormente se gaste en consumo, y de importación, y se invierta en líneas de producción (públicas o privadas) de baja productividad que, eso sí, crearían mucho empleo, pero insostenible. 
Has tenido un problema de gasto excesivo en una burbuja inmobiliaria. Tienes  que hacer una reconversión de sectores, liquidando gran parte de la construcción e impulsando otras nuevas líneas que han de ser productivas y competitivas, para que cuando aumente la demanda interna no se filtre todo a importaciones. Esto no se logra inmediatamente. Tienes que lograr que el sector privado pague sus deudas, para que los bancos no quiebren. ¿Es posible que emitir dinero a mansalva sea la solución?
Tercero, no es cierto que es sector privado normalmente ahorra. Las empresas normalmente se endeudan para invertir. En la burbuja, el sector familias se endeudó para comprar casas a precios disparatados. Mientras el estado ahorraba y reducía su deuda hasta el 36% del PIB, el sector privado se endeudaba alegremente. 
Ciertamente, el estallido de la crisis crea un problema de desaparición de la liquidez por el pánico, y el BC tiene que atenderlo. Pero además hay problemas de solvencia por todas partes, especialmente en la banca, que se ha saltado todas las medidas de precaución, y se encuentra con unos activos incobrables y un capital insuficiente, y con un efecto de pánico sistemico que tienes que frenar cuanto antes. Tienes un sector exterior acreedor del 100% de tu PIB, y que empieza a desconfiar de que estés en tu sano juicio. 
Me parece que la cuenta ilimitada que tiene el gobierno en el BC no es suficiente para afrontar tantos problemas. 
Por supuesto que el gobierno debe endeudarse para ayudar a taponar ganas vías de hundimiento. Según esté denominada su deuda, el gobierno deberá devaluar para enderezar el déficit exterior para no tener como única solución la contracción de la demanda interna. Según anuncie esta medida, puede ganar confianza en los inversores exteriores gracias a que la devaluación ha abaratado los bienes de capital. La devaluación encarece las importaciones, por lo que ese punto de fuga se cierra, a la vez que abarata las exportaciones. 
Internamente, la contracción natural de la demanda debida al estallido de la burbuja se puede compensar con un  aumento de la liquidez, para lo cual no hace falta inventar una nueva teoría con nuevas siglas: está todo inventado, y la distribución de dinero entre la gente vía gasto público se llama "Helicopter Money". Pero, Además, se ha de rescatar la Banca tocada inmediatamente, para evitar contagios de pánico que afecte a bancos sanos. Rescatar no quiere decir que paguen los contribuyentes. 
¿Puede hacerse todo esto - además de las reformas fiscales pertinentes, etc - con una simple cuenta bancaria del gobierno en el BC? 
En realidad la MMT es un nombre que designa una cosa muy vieja, que es la teoría de Keynes, pero simplificada hasta la caricatura. Pero como Keynes no era suficientemente de izquierdas, estos señores necesitaban una nueva etiqueta para poder desplazarse por el arco parlamentario al extremo izquierdo con algo medio presentable, que ¡ay! No es aplicable en un país comunista-podemita, como se puede ver en Venezuela.
Lo peor de todo es ese tono da vender La Buena Nueva, como profetas, y las caras de ojopláticos que se le pone a la gente cuando le dicen  que han descubierto que el dinero es gratis. 

4 comentarios:

Anónimo dijo...

No te parece idiota tener que pagar intereses en una deuda del estado que se emite cuando el estado puede financiarse directamente de su cuenta del Banco Central sin mas que aumentar su deuda al Banco Central ( es decir deuda a si mismo)?
Cambiemos la ley para que el estado se pueda financiarse del Banco Central sin emitir deuda. Tengamos un estado "Prudente" que no use su cuenta en el Banco Central para generar inflacion.

Quien y por que razon real puso en marcha la historia de los Bancos Centrales "independientes". Usemos los Bancos Centrales para beneficio de la gente no para el beneficio de los bancos.

Que mas da que el Banco Central compre deuda secundaria del estado que que compre deuda nueva o que financie directamente al Estado sin el proceso de emitir deuda. La financiacion sin deuda tiene la ventaja de que no se pagan intereses y que no hay que sufrir con la historia de la deuda.
Como han demostrado Japon y el BCE y la Reserva Federal, el que el Banco Central se cargue de deuda del estado no tiene por que generar inflacion.
Dejemos de enganar a la gente diciendole que el Estado necesita emitir deuda para poder pagar sus cuentas, es mentira!!

Finalmente, deshagamos el entramado del Euro de una vez, no solo para facilitar la financiacion del Estado sino por las multiples razones en las que no vamos a entrar.

miguel navascues dijo...

Anónimo, no es eso. Yo hablo de otras cosas y ud me recita un panfleto.

Amadeus dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con el articulo. Se puede ser de izquierdas sin caer en las panfletadas baratas y remanidas. La gestion publica es ineficiente mientras no se demuestre lo contrario...ly llevamos asi mas de cien años. España no ha demostrado otra cosa. Como es posible que estas semanas, haya salid un partido (el psoe) hablando de crear banca publica de nuevo...mientras apenas estan saliendo las primeras sentencias a la gestion de las cajas... son bobos, irresponsables, ambas cosas...o simplemente les importa in bledo España con tal de llegar al poder?

Me apena admitir que soy de izquierdas cuando oigo esas cosas...crei que tras 40 años de democracia hablamos aprendido algo...

miguel navascues dijo...

Pues ahí está: que hemos desaprendido!!